Ya no me cuentes cuentos

Que mejor manera que vivir la vida disfrutando hacer lo que más nos gusta, apartando todo lo tedioso y simplemente ir por aquello que nos causa felicidad, encontrar entusiasmo y descubrir nuevos placeres a la medida que recorremos diferentes caminos, conociendo gente nueva, creando nuevas experiencias, ya no me cuentes cuentos, inspírame con aquello que desata tus pasiones, con explorar lugares inhóspitos que roben nuestro aliento.
1.Crea tu propio camino: apártate de la zona de confort y de las reglas establecidas, no hay diversión en seguir los planes de otros, construye los tuyos con un poco de improvisación y tomando tus propios riesgos. Sube esa montaña y explora nuevos lugares, disfruta del momento y despréndete de esas preocupaciones que te atan a una existencia monótona.
2.Nunca es tarde: para descubrir un nuevo talento, para tocar un nuevo instrumento para aprender y amar un nuevo hobby, todas estas experiencias te ayudarán a sentirte vibrante, le darán un toque excitante a aquello que quieras emprender llenándote de mucha satisfacción personal así que ya no me cuentes cuentos, inspírame con una nueva melodía, con una nueva historia a ese lugar paradisiaco o con esa comida que sé que eres capaz de realizar como el mejor chef profesional.

Once upon a time....(1).jpg
3.No esperes aprobación: de las personas que te rodean, muchos no apoyarán las nuevas direcciones que te harán más libre, otros tratarán de desanimarte buscando millones de excusas, al final lo que realmente cuenta es lo que tu sientes y sentirás al realizar nuevas actividades, es importante entender que es por nuestro bienestar que cambiamos hábitos y estamos dispuestos a arriesgarnos con aquello que no conocemos.
Deja de escuchar a los demás: puedo que estés oyendo historias de éxito, puede que leas vivencias de otros que ya alcanzaron sus metas propuestas, pero ya no me cuentes cuentos, inspírame con tu propia historia, sal adelante sabiendo que ya otros lo han hecho, que tú puedes y que ya lo estás haciendo.
Disfruta de las pequeñas dádivas que nos regala la vida, un paseo para acampar y ver las estrellas alejados de las luces cegadoras y el ruido de la ciudad, una acampada con los amigos para disfrutar de buena compañía, ir de pesca y relajarte con el sonido de la naturaleza, cambia de planes, has algo que de verdad te sorprenda, eso que siempre has imaginado pero por miedo habías dejado atrás.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s